Afecto

Yo también lloré

Yo también lloré. Era un día entre semana, de noche, y subí al tercer piso donde vivía una vecina. Era una muy buena amiga de mi familia pero particularmente cercana a mi mamá y a mí. Habrá sido mi primer año d...

Botica

I Antes de que los caminos desaparecieran del paisaje,desaparecieron del alma humana: el hombre perdió el deseo de andar, de caminar con sus propias piernas y disfrutar de ello. Milan Kundera, La inmortalidad...
Sexo y la crisis

SEXO Y LA CRISIS: el mandato cool

Apenas corté, alguien me dijo que tenía que encontrar al primer chico que conociera y cogérmelo. Así nomás. Después de esta conversación, tomé el colectivo y llegué a mi casa llorando. A las semanas descubrí qu...
Licencia de Creative Commons

Mapa del sitio - Estamos en Facebook // Instagram // Vimeo //                      © Rengelismo